07 May

Seguro médico privado: diferente tratamiento fiscal en función de cómo se pague a los empleados y sus hijos

La empresa donde trabaja un empleado le paga a éste las cuotas del seguro médico de enfermedad de él y de sus dos hijos. De las cuotas suyas se hace cargo la empresa pero el importe de las de sus hijos se lo descuentan del neto de su nómina.

Se plantea si es factible la aplicación del artículo 42.3.c) de la Ley 35/2006 (rendimientos de trabajo exentos en el IRPF).

La respuesta de Tributos
En su respuesta, la Dirección General de Tributos (Consulta Vinculante V0422-19, de 27 de febrero de 2019), deja claro (en línea con Consultas Vinculantes anteriores) lo siguiente:

1. Respecto del trabajador
Teniendo en cuenta la operativa de la empresa —se hace cargo de las cuotas del seguro de enfermedad del empleado pero no de las de sus hijos— (retribución en especie pactada con el trabajador), la exención del artículo 42.3.c) sí resultaría aplicable respecto a la cobertura del trabajador (siempre dentro de los límites cuantitativos del precepto legal).

2. Respecto de los hijos
Por el contrario, respecto a las cuotas de los hijos, la propia operativa de la empresa descontando su importe del rendimiento neto en la nómina del consultante lleva a concluir que se trata de una contraprestación que aquella tiene la obligación de satisfacer de forma dineraria, si bien en virtud del mandato realizado por el empleado, el pago se realiza a un tercero señalado por este.

Es decir, razona Hacienda, el trabajador destina parte de sus retribuciones dinerarias a la adquisición de determinados bienes, derechos o servicios, pero el pago de los mismos se realiza directamente por el empleador.

Por tanto, al tratarse de una simple mediación de pago no cabe entender que las cantidades abonadas por la empresa a un tercero se califiquen como rendimientos del trabajo en especie para el trabajador, sino que se tratará de una aplicación de los rendimientos del trabajo dinerarios a un determinado concepto de gasto.

En este caso, no se aplica la exención.

Art. 42.3.c) de la Ley 35/2006
Entre los rendimientos del trabajo en especie que el artículo 42.3 de la Ley 35/2006 considera exentos se encuentran, párrafo c), “las primas o cuotas satisfechas a entidades aseguradoras para la cobertura de enfermedad, cuando se cumplan los siguientes requisitos y límites:

1.º Que la cobertura de enfermedad alcance al propio trabajador, pudiendo también alcanzar a su cónyuge y descendientes.

2.º Que las primas o cuotas satisfechas no excedan de 500 euros anuales por cada una de las personas señaladas en el párrafo anterior o de 1.500 euros para cada una de ellas con discapacidad. El exceso sobre dicha cuantía constituirá retribución en especie”.

Buscar
Categorías
Loading

Llámanos

x

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia. Si continúas, consideramos que aceptas el Uso de cookies