10 Abr

No se puede cambiar unilateralmente la entrega de un regalo a los empleados por una donación de ese importe a una ONG si existe un derecho adquirido

Interesante sentencia dictada por la Audiencia Nacional en la que determina que una empresa no puede unilateralmente decidir cambiar la entrega de un regalo de Navidad a los empleados por donar el importe de los regalos a varias ONGs, al haberse creado un derecho adquirido para los empleados (sentencia de la Audiencia Nacional de 13 de marzo de 2019).

Cabe destacar que la AN se basa en las sentencias del Tribunal Supremo de 15 de marzo de 2017 y de 12 de julio de 2018 sobre la consideración de la cesta de Navidaad como derecho adquirido (y que te explicamos en su momento en nuestro blog).

El caso concreto enjuiciado
Se reclama que los trabajadores, afectados por el conflicto, tienen derecho a percibir el obsequio de Navidad, entregado por la empresa desde 2002 a 2017, sin que quepa «cambiarlo» unilateralmente por la empresa, quien decidió donar su importe a varias ONG, porque se trata de una condición más beneficiosa (derecho adquirido).

En concreto, los trabajadores afectados por el conflicto, cuyo número cifró en 4.500, han percibido todos los años con ocasión de las fiestas navideñas, al menos desde 2002 a 2017 inclusive, un obsequio por parte de la empresa, cuyo valor oscilaba entre 5 y 10 euros.

El sindicato que interpuso la demanda (a la que se adhirieron otros sindicatos) entendía que dicha práctica empresarial constituía una condición más beneficiosa de naturaleza colectiva, que no podía suprimirse unilateralmente por la empresa, sin seguir el procedimiento previsto en el art. 41.4 ET.

El sindicato argumentaba en la demanda que la empresa decidió en diciembre no entregar el obsequio de Navidad, puesto que decidió, de modo unilateral y sin consultar a la RLT, entregar su importe a diversas ONG.

Defendía el sindicato que la conducta empresarial no se ajustaba a derecho, por cuanto no puede suprimir unilateralmente el derecho mencionado.

La sentencia de la AN
La Audiencia Nacional da la razón al sindicato al haber quedado acreditado que se ha creado un derecho adquirido (condición más beneficiosa) para los empleados.
En su sentencia, la AN realiza un repaso por la jurisprudencia del Tribunal Supremo en la materia y señala que, teniendo en cuenta dicha jurisprudencia:

– La empresa demandada ha venido entregando el obsequio desde 2002 a 2017 inclusive con ocasión de las fiestas navideñas (es decir, existe reiteración).
– El obsequio era diferente todos los años y su cuantía individual era pequeña, pero ascendía a cifras relevantes en su totalidad.
– En diciembre de 2018 la empresa decide que cambia el regalo de Navidad, que venía entregando todos los años a sus trabajadores, para donarlo a diversas ONG, lo que se ha producido en una cuantía global, un poco inferior a la de los años 2016 y 2017.

A esto se suma lo dispuesto en el art. 10 del Convenio Colectivo sobre condiciones más beneficiosas.

La AN considera que el obsequio de Navidad entregado por la empresa a sus trabajadores sin solución de continuidad desde 2002 a 2017, es una condición más beneficiosa de naturaleza colectiva, puesto que se concedió voluntariamente por la empresa con clara voluntad de consolidarla, como se deduce de la reiteración en el tiempo, sin que quepa, sin más, considerar que se trata de una simple liberalidad

En este sentido, el Tribunal Supremo ha determinado que el mantenimiento prolongado de la concesión acredita esa voluntad inequívoca de consolidación y por otra, que no puede enervarse dicha conclusión por la simple manifestación de la empresa, a quien correspondía probar efectivamente que la concesión era puntual y que nunca fue su intención consolidarla.

Y en este caso, razona la Audiencia, ha quedado acreditado que la empresa no ha suprimido propiamente el obsequio de Navidad, sino que lo ha «cambiado» por una donación a diversas ONG, lo que constituye, a nuestro juicio, una manifestación de prepotencia, digna de mejor causa, ya que no puede destinar unilateralmente una prestación, reconocida a cada uno de sus trabajadores durante quince años, a otras finalidades, sin contar con los representantes de los trabajadores y acreditar las causas correspondientes.

Por todo ello, falla a favor de los sindicatos y declara su derecho a percibir el obsequio de Navidad.

Buscar
Categorías

Llámanos

x

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia. Si continúas, consideramos que aceptas el Uso de cookies